lunes 06 de diciembre de 2021 - Edición Nº1097

Deportes | 23 nov 2021

Ascenso | Tigre

Tigre le gano a Barracas Central y es de Primera

El Matador venció a Barracas por 1-0 (golazo de Zabala) y volvió a la máxima categoría del fútbol argentino.


TAGS: DEPORTES, FUTBOL

Desde el Florencio Sola de Banfield, la Primera Nacional proclamó a un nuevo campeón, oriundo de Victoria. Con el aliento de casi 12 mil almas que se trasladaron de un lado a otro lado del Gran Buenos Aires, cruzando de Norte a Sur, Tigre se consagró en la segunda división del fútbol argentino y regresa a Primera después del descenso de 2019. Le ganó por 1-0 a Barracas Central, que ahora deberá ir por la revancha en el Reducido.

Desde el arranque de PT, Tigre tomó la iniciativa ante un Barracas con un libreto diferente, tratando de cortar los circuitos de juego y ser más batallador, aprovechando alguna pelota parada para lastimar. Por el lado de los de Victoria, prolijidad con el balón, tratando de aprovechar las bandas con la movilidad de Blondel y Zabala más el buen pie de Prediger y Menossi. Arriba, el goleador Magnín bien acompañado por Protti.

En los primeros 15’, fue todo del conjunto de Diego Martínez, con varios avisos. Luego, el partido se emparejó –para abajo- con un Barracas que se adelantó y disputó con más énfasis las pelotas divididas. Poquito en ataque, eso sí. Hasta que a los 42 minutos, Tigre sacudió la modorra: equivocación de Gagliardo desde abajo, su equipo a contra pie y respuesta letal de Zabala, que tuvo revancha luego de una anterior que había desperdiciado. Perfecto remate de derecha desde afuera del área, paralizando prácticamente al 1 del GuapoGolazo para el delirio de sus simpatizantes.

Obligado, Rodolfo De Paoli tuvo que mover las piezas del tablero sacando a Buter, cambiando de posición a Valenzuela, apelando a una mayor ambición. Pero no le surtió demasiado efecto en ataque. Tigre lo dejó venir un poco, pero a Barracas no se le cayeron las ideas, más allá de algún intento por arriba. A partir de la experiencia de Prediger manejando los hilos y de la constante lucha de sus delanteros, el 1-0 pudo haberse extendido ante los espacios ofrecidos por el necesitado Camionero. El Matador no estuvo fino, pero se mostró sólido atrás y, prácticamente sin sufrir, abrochó una merecida victoria y, como gran premio, el campeonato y la vuelta a Primera después de dos años.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias