martes 09 de agosto de 2022 - Edición Nº1343

Región | 5 ago 2022

Gonzáles Chaves

El jugador que agredió a la árbitra continuará detenido y su ex pareja pide clemencia

A Cristian Tirone se le imputó el delito de lesiones leves triplemente agravadas por alevosía, por la condición de mujer de la víctima y por haberse cometido durante la realización de un espectáculo deportivo en concurso ideal.


Cristian Tirone, el futbolista de Deportivo Garmense que el pasado fin de semana golpeó a la árbitra Dalma Magalí Cortadi durante un partido de la liga tresarroyense, continuará tras las rejas luego de que la Justicia convirtiera su aprehensión en detención, según informaron este jueves fuentes judiciales a Télam.

El Juzgado de Garantías de Tres Arroyos, a pedido del fiscal subrogante de dicha localidad, Gabriel Lopazzo, modificó la situación legal del agresor: "A Tirone se le imputó el delito de lesiones leves triplemente agravadas por alevosía, por la condición de mujer de la víctima y por haberse cometido durante la realización de un espectáculo deportivo en concurso ideal".

A partir de ahora, la fiscalía tendrá al menos dos semanas de plazo para llevar a cabo una audiencia de cierre con el fin de formalizar un pedido de elevación a juicio, que en caso de aceptarse, será tramitado por un juzgado Correccional.

Como consecuencia de la agresión, Cortadi sufrió escoriaciones en región cervical y en articulación de rodilla derecha, lesiones calificadas por el médico de policía actuante como de carácter leve.

Debido al episodio y a los pocos días se confirmó que la Agencia de Prevención de Violencia en el Deporte (APreVide) expulsó de por vida al jugador, quien además no podrá acceder a un espectáculo deportivo como espectador. Así lo había indicado el responsable de APreVide, Eduardo Aparicio, al expresar: "Nosotros con la Liga de Tres Arroyos y el club lo expulsamos de por vida para que no pueda jugar. Pero tampoco podrá acceder a un espectáculo deportivo como espectador".

El día D

La agresión ocurrió el domingo último durante el partido de tercera división entre el Club Deportivo Garmense ante Independencia, en la localidad de Adolfo González Chaves, en el partido bonaerense de Tres Arroyos. El jugador de Garmense Cristian Tirone (34) le aplicó un golpe de puño desde atrás a la árbitra Dalma Cortadi, de 30 años, quien debió ser atendida en un centro asistencial.

A pocas horas del episodio, la dirigencia del Deportivo Garmense adoptó una postura similar al suspender de por vida al jugador en el club. Por su parte, fuentes judiciales señalaron que Tirone pidió "disculpas" -durante una audiencia ante el fiscal de Tres Arroyos- y dijo que estaba "avergonzado y arrepentido" de lo sucedido el domingo.

“Le están poniendo un arma con una bala en la mano”

En De la Garma, la localidad del interior del partido de Adolfo Gonzáles Chaves de donde es el agresor, su ex pareja, Mayra Ramos, posteó en sus redes sociales: "Entiendo la crudeza y el error gravísimo que cometió el domingo. Lo que me consterna -como ser humano- es de qué vale ser 35 años una buena persona si después te van a ensuciar y te van a dar una muerte social".

Según el portal de La Voz del Pueblo, la mujer es docente, músicoterapeuta y conoce a Tirone desde siempre, ya que ambos se criaron en De la Garma. “Tengo un hijo de 16 años que no es hijo de Cristian, para el cual Cristian es su papá. Mi hijo menor tiene un retraso madurativo, Cristian es un papá absolutamente presente. Está todos los días a disposición mía y de mi hijo, acompañándolo a todas las terapias”, contó. 

"Entiendo que lo que sucedió es gravísimo y también me solidarizo con Dalma", sostuvo, para agregar a continuación: "Lo que pido -humanamente- es saber cuál va a ser el sector que va a levantar la mano para ayudar a una persona que se equivocó y claramente va a necesitar ayuda. Hablo de feministas, de dirigentes de clubes, de todos los movimientos que hay en pos de la empatía; quiénes son las personas que me van a ayudar a mí a convencerlo a Cristian que vale la pena que siga viviendo; quién va a venir a ayudarme con mis dos hijos que no paran de llorar porque nuestra vida acaba de cambiar para siempre”, manifestó con profunda angustia. 

Ramos sostuvo que a Tirone "le están poniendo un arma con una bala en la mano" y aseguró que "es una excelente persona, un gran padre, un laburante, y entiendo que está pagando la consecuencia de ser nada más que un pelagato en De la Garma a quien todo el mundo ahora puede ir a pegarle una patada porque ya está en el piso". 

"En mi pueblo hay asesinos caminando por las calles a los que nadie les dice nada, veo abusadores trabajando en las escuelas y nadie les dice nada. No vi la foto de ningún abusador en ningún diario, ni en ningún medio de comunicación", dijo con firmeza la joven, pidiendo algo de clemencia y que el escarmio se detenga.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias