lunes 06 de febrero de 2023 - Edición Nº1524

Sociedad | 22 ene 2023

Ciencia

Cuándo se podrá observar el cometa verde que se acerca a la Tierra después de 50 mil años

A finales de enero y principios de febrero, podríamos ser los últimos humanos en ver esta bola de nieve espacial que pasa a toda velocidad junto a nuestro planeta desde los confines del sistema solar y por primera vez desde la Edad de Hielo. Es posible que el cuerpo celeste no vuelva nunca.


El C/2022 E3 (ZTF) o cometa ZTF, nombre que los astrónomos dieron a esta cuerpo semiesférico de nieve espacial después de que el Zwicky Transient Facility lo descubriera en marzo, no ha estado en nuestro vecindario cósmico desde la última Edad de Hielo. Los investigadores calculan que esta bola helada de gas, polvo y roca orbita alrededor del Sol cada 50.000 años aproximadamente, lo que significa que los neandertales aún caminaban por la Tierra y los humanos acababan de emigrar de África por primera vez cuando el cometa pasó por última vez.

Sin telescopios ni prismáticos, es posible que aquellos pueblos antiguos no vieran el cometa. Y puede que nunca vuelvan a tener la oportunidad de verlo. "Algunas predicciones sugieren que la órbita de este cometa es tan excéntrica que ya no está en órbita, por lo que no va a regresar en absoluto y seguirá avanzando", declaró a Newsweek Jessica Lee, astrónoma del Real Observatorio de Greenwich.

Así que puede que valga la pena buscar el cometa y convertirse en uno de los pocos humanos que lo vean de cerca. En el hemisferio norte, el cometa verde debería ser visible justo antes del amanecer de finales de enero, según la NASA; mientras que, a principios de febrero, el cometa será visible en el hemisferio sur.

 

 

El ZTF pasará a unos 26 millones de millas de la Tierra -lo más cerca que estará- el 2 de febrero. Eso es casi 109 veces la distancia media de la Luna, pero el cometa está ardiendo tan brillante que todavía podría ser visible en el cielo nocturno.

Se espera que el cometa sea más brillante el 31 de enero y el 1 de febrero, aunque la Luna estará brillante y el cometa será "lo más débil que un objeto puede verse sin ayuda óptica en un cielo muy claro y muy oscuro", según el Planetario Adler.

Al principio, para verlo será necesario un telescopio, pero a medida que se acerque a la Tierra, los observadores podrán verlo con binoculares o incluso a simple vista. "Los cometas son notoriamente impredecibles, pero si este continúa su actual tendencia de brillo, será fácil de ver con prismáticos, y es posible que pueda ser visible a simple vista bajo cielos oscuros", indicó la agencia espacial estadounidense

Para una mejor observación, elegir una noche despejada y alejarse de las luces de la ciudad, en los cielos más oscuros posibles, es clave. Cuando la Luna esté en penumbra, o al menos cuando esté por debajo del horizonte, el cielo será aún más oscuro.

Además, sera fundamental observar a las estrellas adecuadas. "Se distinguirá, probablemente, porque se verá un poco borrosa en comparación con otras estrellas", detalló en diálogo con FOX Weather Thomas Prince, director del Instituto WM Keck de Estudios Espaciales de Caltech.

En el hemisferio sur, el 10 de febrero, el cometa estará a unos 1,5 grados de Marte, según Prince. Eso es aproximadamente el ancho de tu dedo meñique cuando lo sostenés a la distancia de tus brazos. Si podés localizar a Marte brillando en el cielo, buscá el cometa a su alrededor.

De todos modos, el The Virtual Telescope Project ofrecerá una retransmisión gratuita en directo del cometa a partir de las 23.00 horas EST en su página web y su página de Youtube. Los aficionados a la astronomía podrán encontrar la posición exacta en este mapa astronómico.

 

Por qué el cometa es verde

El ZTF tiene una “"coma verdosa, una corta y ancha cola de polvo y una larga y tenue cola de iones", según la NASA. Muchos cometas brillan en verde. Las investigaciones de laboratorio han relacionado esta aura con una molécula reactiva llamada dicarbono, que emite luz verde cuando la luz solar la descompone.

El dicarbono es común en los cometas, pero no suele encontrarse en sus colas. Por eso, la coma -la neblina que rodea la bola de gas, polvo y roca congelados en el centro de un cometa- brilla en verde, mientras que la cola permanece blanca.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias