lunes 20 de mayo de 2024 - Edición Nº1993

Necochea | 23 sep 2023

Combustibles

Por los cupos, temen por el faltante de nafta y gasoil en algunas ciudades

Después de las PASO, las estaciones de servicio comenzaron a recibir combustibles en cantidades limitadas. A este problema se suma que las petroleras no aceptan vender al precio que está acordado para el mercado interno. En Necochea, el empresario José Luis Arrate confirmó esta situación.


Tras el congelamiento de precios que acordaron el Gobierno y las petroleras luego de la devaluación posterior a las elecciones PASO, las estaciones de servicio comenzaron a recibir combustibles con cupo, es decir, en cantidades limitadas. A esta situación se sumó en los últimos días una nueva complicación que afecta el mercado y que, de no resolverse rapidamente, podría agravar los crecientes problemas de abastecimiento que se registran en la mayoría de las provincias.

Ante el área energética que conduce Flavia Royón, las refinerías destacaron que algunas petroleras no aceptan vender al precio que está acordado para el mercado interno y otras, directamente, sostienen que no cuentan con suficiente producción para proveer los volúmenes solicitados.

Tras el incremento del 18% promedio que aplicaron en el transcurso de agosto, las petroleras y el Gobierno consensuaron mantener congelados los nuevos precios de los combustibles hasta fines de octubre. Ese acuerdo incluyó desgravaciones fiscales para abaratar la importación de combustibles y un valor interno estabilizado de u$s56 el barril, para atemperar el impacto de la devaluación del 22% del 14 de agosto en los costos de producción de las refinadoras y en los surtidores.

De entrada, los especialistas del sector advirtieron que ese precio doméstico, que sirvió como una especie de "barril criollo temporario", había quedado muy distanciado de la paridad de importación que promediaba los u$s80 por tarro. Esa diferencia se fue agrandado con el correr de los días, a medida que subió el precio del crudo en el mercado internacional, hasta alcanzar valores promedio en torno de los u$s90 el barril.

 

Ante esa situación, las petroleras habrían comenzado a privilegiar las ventas de crudo local a los mercados externos, colocando mayores volúmenes de exportación en detrimento de la provisión interna.

 

Con excepción de YPF y Trafigura, que atienden la mayor parte de los requerimientos de sus refinerías con producción propia y que no tendrían problemas operativos, las restantes empresas elaboradoras de combustibles plantearon por escrito a los funcionarios energéticos que tienen los siguientes faltantes de crudo para setiembre y octubre: Raizen: 55.000 metros cúbicos (m3); PAE: 114.000 m3 y RefiPampa: 85.500 m3.

En los últimos días, Royón y el subsecretario de Hidrocarburos, Federico Bernal mantuvieron dos reuniones con las empresas productoras y las refinadoras. Sin haber llegado a un acuerdo, las partes quedaron en volver a encontrarse antes del próximo viernes para ver si se puede llegar a un entendimiento que revierta la situación. En caso contrario, la que tendrá que intervenir es la propia Secretaría de Energía dando de baja los permisos de exportación que sean necesarios para poder garantizar el suministro interno.

 

Las estaciones en jaque 

Por el lado de las estaciones de servicio, los expendedores no descartan de poner en marcha un cierre nocturno masivo de todos los surtidores si no aparecen las medidas de alivio fiscal y financiero que prometió el secretario de Comercio, Matías Tombolini.

Agrupados mayoritariamente en la Confederación de Entidades del Comercio de Hidrocarburos y Afines (CECHA), los dueños de las estaciones resaltaron que enfrentan una situación límite debido al congelamiento de los precios de las naftas y el gasoil, la inflación sin freno y la doble caída en los ingresos y la rentabilidad del negocio.

Precisaron, además, que sigue sin resolverse el reclamo de aumento de las comisiones por cada litro vendido que vienen planteando para poder mejorar sus ingresos y hacer frente a los mayores costos operativos y salariales.

Con respecto a los cupos de entregas que aplican las petroleras, desde CECHA advirtieron que ya afectan a un número creciente de estaciones de Neuquén, Río Negro, Misiones, Corrientes, Chaco, Formosa, Salta. Santa Fe, Córdoba, La Pampa y parte de la provincia de Buenos Aires.

En diálogo con el portal TSN,  el empresario local José Luis Arrate confirmó que las petroleras están entregando cupos reducidos, por lo que hay faltantes en algunas estaciones de servicio de la ciudad.

A pesar de que los aumentos de precios en el canal minorista rondaron el 12%, en el canal mayorista la devaluación ha tenido un impacto más significativo, con aumentos de más del 20% en los precios básicos de los combustibles en el último mes.

 

 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias